¿Por qué luche siendo desterrada a una choza durante mi periodo?

Hemos copiado y traducido este artículo del The guardian en nuestra web, porque creemos que es importante para las lectoras catalanas y castellanohablantes entender bien este texto.
—  be artsy team

Una antigua tradición hindú en la que las mujeres con la menstruación son desterradas a una dependencia está bajo el centro de atención en Nepal después de la muerte de una niña de 15 años de edad. La práctica fue prohibida en 2005, pero continúa en las zonas occidentales. Krishnamaya Upadhayaya, de 24 años, describe cómo ha luchado contra la tradición, conocida como chhaupadi.

 

Krishnamaya in her village, where she has challenged traditional attitudes to menstruating women - be artsy
Krishnamaya in her village, where she has challenged traditional attitudes to menstruating women

 

Empecé a menstruar cuando tenía 12 años. Mi madre, hermanas y cuñadas solían permanecer al aire libre en una choza de barro cuando estaban menstruando así que empecé a quedarme allí también. Siempre tenía miedo de lo que iba a suceder. Tenía miedo de los insectos y de los animales salvajes.

Me dijeron que era un pecado tocar libros durante la menstruación, así que no fui a la escuela durante los tres días de mi período. Solía ​​preguntarme por qué no se me permitía tocar los libros. Echaba de menos la escuela y yo no era la única. Muchas chicas de mi pueblo se enfrentaban al mismo problema.

Incluso hoy en día, a las mujeres que están menstruando no se les permite entrar en su patio durante siete días y no se les permite consumir productos lácteos como leche, mantequilla, yogur, etc. Me sentí muy herida cuando no se me permitió entrar en mi propio patio. Durante tu período, la gente no te da comida, te la arrojan. La creencia de que no se debe tocar a tus mayores durante la menstruación todavía persiste.

 

Image caption A menstruating woman crouches outside a mud hut in Krishnamaya's home village
A menstruating woman crouches outside a mud hut in Krishnamaya’s home village

 

Y aun tenía que lidiar con él cuando me mudé del pueblo de Kutari a Khalanga, la capital del distrito de Jumla, para ir a la universidad cuando tenía 17 años.

Cuando fui a buscar una habitación para alquilar, el propietario me preguntó si había comenzado a menstruar. Cuando contesté sinceramente que lo había hecho, me rechazaron. Yo quería llorar, no sabía qué hacer. Si volviera a casa, me perdería mis estudios, pero parecía que no encontraría una habitación para alquilar.

 


Tabúes sobre el periodo

  • En muchas religiones del mundo, las mujeres son vistas como impuras durante su período
  • Se les impide entrar en lugares de culto y seguir ritos religiosos
  • La tradición chhaupadi seguida por los hindúes en el oeste de Nepal es la versión más extrema donde las mujeres son desterradas fuera durante su ciclo mensual
  • En la India, a las mujeres no se les permite entrar en algunos templos hindúes y mezquitas musulmanas durante la menstruación, pero ha habido casos judiciales para revocar esto
  • En el sur de la India, a una niña que llega a la pubertad se la celebra con una fiesta y regalos
  • En la tribu Dogon de Malí, las mujeres de la aldea también viven en una choza durante su período

Finalmente, encontré una habitación donde el propietario dijo que me permitiría vivir en la planta baja, pero no en el primer piso de la casa. Estuve de acuerdo en vivir en la planta baja (tan lejos de los otros y tan cerca de la puerta como sea posible).

Pero había problemas. No se me permitió tocar el grifo de agua durante mi período así que alguien tendría que darme agua. Había leído que debes mantener la higiene durante tu período así que utilicé el inodoro interior, a pesar de que el propietario me pidió que no y quería que saliera fuera.

 

Image caption Krishnamaya has educated herself about chhaupadi through her work as a radio journalist
Krishnamaya has educated herself about chhaupadi through her work as a radio journalist

Después de pasar un mes en Khalanga, empecé a trabajar en la radio. Aprendí más y más acerca de la menstruación. Cuando mi casero se quejó de que mi menstruación estaba creando problemas para él, me mudé. Por lo general, a las mujeres no se les permite alquilar el piso superior en Jumla por que menstrúan. Esta creencia persiste incluso entre gente educada.

Han pasado seis años desde que empecé a trabajar en radio. Me quedo en mi habitación durante mi período. Pero no se lo digo a nadie, incluyendo a mi propietario, que estoy menstruando, porque  temo ser enviada al cobertizo. Una persona no puede poner fin a una enfermedad social que ha sido transmitida por generaciones. El cambio no puede suceder a menos que la sociedad lo acepte.

Cuando regreso a mi pueblo, me quedo en la casa durante mi período. Me quedo en mi propia habitación. No entro en la cocina ni en la sala de oración. Después de protestar muchas veces a mi familia, he podido permanecer dentro de la casa en lugar de afuera en una choza de barro. Espero que algún día la tradición chhaupadi, como la tradición Sati (de una viuda inmolándose en la pira de su marido), termine.

Image caption Krishnamaya in front of her rented room where she is not allowed live on the first floor
Krishnamaya in front of her rented room where she is not allowed live on the first floor

Estoy muy triste al oír de las mujeres que pierden sus vidas debido a la tradición del chhaupadi en las regiones medias y lejanas occidentales de Nepal. Incluso en mi distrito, muchas mujeres viven en cobertizos, lo mismo podría suceder aquí. El gobierno necesita hacer más para educar a la gente. Chhaupadi está prohibido, pero la mentalidad no ha cambiado

 

Recuerda crowdfunding para ayudar a las mujeres del Nepal a luchar contra el Chhaupadi: http://www.migranodearena.org/es/reto/13821/higiene-menstrual-en-nepal—chhaupadi/#cast

Toda donación suma. ¡Compártelo! ¡Gracias!

 

Traducción de la Nicole y la Dominik Ramírez

This post is also available in: Inglés Catalán

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *